Cuidados de un cachorro de 6 semanas: adiestramiento básico

cuidados de un cachorro

No confundas los cuidados de un cachorro de 6 semanas con los de un cachorro recién nacido. Son enfoques diferentes.

El primer día que llega a casa tu cachorro es de los más importantes. De hecho, el éxito de que tu relación con él sea buena, va a depender de cómo le enseñes las reglas básicas de la convivencia.

La orientación y el apoyo que le des durante las primeras semanas puede trazar el camino para crear un vínculo dueño y perro. Lo que viene a ser el objetivo por el cual adquiristes tu cachorro.

Aquí tienes algunos aspectos a tener en cuenta, tanto sobre el trato con tu cachorro cuanto a lo que necesitas.

Obtén un seguro para mascotas

Te aconsejo que adquieras un seguro para tu cachorro, de lo contrario te puede pillar por banda una factura bien hermosa del veterinario. Podemos decir que este es uno de los primeros puntos a tener presente sobre los cuidados de un cachorro.

Dependiendo del caso que se trate, las facturas del veterinario pueden ser altas, especialmente para los cachorros. Por lo que te recomiendo que consigas un seguro para tu cachorro. Aquí te dejo un par de comparadores de seguros para mascotas para que consigas el mejor precio:

Investiga las razas antes de comprar

Pues caer en la trampa de pensar que un perro es un perro. Por lo que si te precipitas en comprar un perro sin haber investigado previamente, puedes terminar con una sensación de arrepentimiento.

Por eso es muy importante que investigues sobre las razas en las que estás interesado y ver cómo se adaptan al entorno en el que se van a encontrar.

Algunas veces puede parecer una tontería este tipo de cosas, como el que un Dogo Alemán no sea la opción correcta para tenerlo en un apartamento pequeño. Pero eso no quiere decir que no nos estemos saltando algo importante. Nunca está demás, dar una parada para reflexionar.

Por ejemplo, los perros que fueron criados para estar en el campo son por lo general perros con mucha energía y que necesitarán hacer un montón de ejercicio. Si no estás dispuesto a satisfacer sus necesidades, estos podrán canalizar toda su energía en tus muebles, o peor aún, tu sofá!

Además, solo porque sea un cachorro, no quiere decir que vaya a ser el perro manejable que deseas. Hay razas que tienden a ser más independientes, por lo que preferirán tener sus ratos a solas.

Algunas razas son simplemente más difíciles de adiestrar que otras. Aunque eso no quiere decir que no puedan ser cariñosos, ni dóciles. Eso sí, siempre y cuando te esfuerces en su adiestramiento y tengas paciencia.

Todo lo que necesitas para un cachorro de 6 semanas de edad.

Antes de llevarte tu cachorro a casa, necesitarás algunas cosas.

  • Una cama para perros
  • Comederos y bebederos
  • Artículos de limpieza
  • Comida para perros
  • Una correa
  • Un collar
  • Champú para perros
  • Un par de juguetes
  • Algunas bolsas para recoger sus “necesidades”
como cuidar a un cachorro

Los cuidados de un cachorro comienzan por tener un ambiente cómodo

Tu cachorro va a necesitar algo de tiempo para adaptarse a su nuevo entorno. Al mismo tiempo en el que está percatándose de lo que es la vida.

Viene ser como un niño pequeño, que al dar sus primeros pasos tienes que asegurarte de que el entorno en el que está sea seguro.

Para esto, tienes que preparar una zona de la casa en la que se pueda sentir seguro. Ya una vez en casa, tienes que hacerle ver que esa zona es su fortaleza, donde puede relajarse en caso de que las cosas le sean demasiado abrumadoras.

A partir de ahí, puedes expandir su zona de confort poco a poco.

Al principio, también es bueno mantenerlo fuera del alcance de lo que le pueda causar daño. Tales como escaleras y sillas. Recuerda, que los cachorros son muy delicados, si intentan de hacer algo para lo que no están preparados, podrían lastimarse.

Adicionalmente, tienes que asegurarte de que tenga acceso fácil al jardín, la terraza, el patio o donde haga falta para que pueda hacer sus necesidades.

Es recomendable que cuando le estés enseñando a hacer sus cosas, lo lleves de vuelta a su zona de confort. Esto hará que cree una conexión de que es seguro que el vaya fuera de casa para cumplir con la llamada de la naturaleza.

Si vives con más gente, haz que te ayuden a cuidar del cachorro

Si no vives solo y estás trayendo un cachorro a casa, es importante que trabajéis en equipo para adiestrar al perrillo. Esto es especialmente importante si hay niños en casa.

A fin de cuentas, todos podéis estar tan emocionados con el perrito que no queráis dejarlo solo ni un momento.

Si no actuáis de una manera coordinada, podéis confundir al cachorro, ya que no va a tener unas directrices concretas de cómo debe comportarse. Dicha falta de coherencia hará que finalmente no consigas enseñarle nada. Y sinceramente, tus niños no van a ser precisamente quienes vayan a limpiar los premios que deje por casa.

Con qué frecuencia se debe alimentar a un cachorro de 6 semanas?

Todos los cachorros, a pesar de su raza, son diferentes, por lo que es conveniente que hables con tu veterinario acerca de la alimentación de tu cachorro.

Por lo general, los cachorros de 6 semanas comienzan a destetarse, por lo que debes empezar a darles alimentos sólidos.

Por lo que querrás escoger un alimento para cachorros de calidad, lo cual es importante, ya que los cachorros suelen necesitar ingerir más calorías que los adultos. Como dicen las abuelas, niño come! que tienes que crecer.

Así que cuando busques comida para tu cachorro asegúrate de que el ingrediente principal sea carne y que además tenga muchas verduras.

cachorro aprendiendo habilidades básicas

Empieza a aprender algunas habilidades básicas para perros.

Es importante supervisar a tu cachorro, especialmente durante los primeros días de su llegada.

Por lo que es conveniente recibirlo en fechas en los que tu horario no esté muy agitado, para que puedas estar con él por períodos más largos de tiempo.

Si trabajas 8 horas al día, el fin de semana suele ser el mejor momento para llevarlo a casa por primera vez. De esta manera, tendrás un montón de tiempo para estar con él y así enseñarle algunas de las reglas básicas de casa.

Las habilidades más importantes que tu cachorro tiene que aprender es controlar el control de sus necesidades (entre nosotros hacer pipí y popó) y que esté relajado en su jaula.

Cuando empieces a adiestrar a tu perro en estas habilidades básicas, es bueno que tengas en cuenta que los perros responden mejor a estos entrenamientos a través de juegos.

Por lo que debes de tomar un enfoque gradual, y armarte de paciencia. Tampoco está demás llevarlo a clases de adiestramiento.

El principal motivo por el cual has de tener mucha paciencia con tu cachorro, es porque es eso un cachorro. Un niño pequeño. Con un nivel bajo de atención, por lo que tienes que inicialmente bajarte a su nivel. Por lo que deberás ir poco a poco.

cachorro haciendo pipí

Enseña a tu cachorro a hacer pipí y caca de la manera correcta

No quieres que tu perro haga sus necesidades donde le plazca. Después de tenerle en una zona cerrada o en una jaula, llevale a su “baño” donde suele hacer sus cosas.

Invítale a hacerlas y dejale un poco de tiempo. Si lo hace, alábale con entusiasmo, dale un premio y juega un poco con él.

Con un buen sistema de recompensas y una rutina, los cachorros son fáciles de entrenar.

Enséñale a socializarse

Después de aprender las habilidades básicas de estar en casa, tu cachorro necesita aprender a socializarse con otras personas y animales.

Durante sus primeras semanas de vida, aún está aprendiendo a sobrevivir, por lo que es normal que se asuste.

Recuerda que cuando te acercas a tu cachorro por primera vez con los brazos abiertos y diciendo “hay que cachorro tan bonico” con todo tipo de excitación, es un momento en el que tu cachorro deja por primera vez su zona de confort y la serenidad de estar con su madre y hermanos. Por lo que puede ser un episodio traumático para él.

Como regla general, tu perro debe socializarse con mucha gente antes de llegar a los 3 meses de edad. Llama a amigos y familiares para ir a tu casa. Lleva a tu cachorro a algún que otro evento tranquilo donde pueda estar con más gente.

Exponer a tu cachorro a estar con diferentes personas, hará que aprenda todo tipo de habilidades útiles, incluyendo cómo los perros bien enseñados interactúan unos con los demás.

Dicha socialización, no solo vale con que tu cachorro vea a la misma gente, sino que es bueno que lo lleves a dar paseos regularmente para que se acostumbre a cruzarse con extraños.

Los perros bien socializados pueden dar una estupenda compañía. Mientras que perros más antisociales te pueden dar bastantes dolores de cabeza, e incluso ser peligrosos.

Ten en cuenta que para algunas razas, la idea de socialización implica la lealtad y la protección hacia ti y tu familia.

Por ejemplo, si tienes un Dogo Argentino, es de esperar que te tenga aprecio y al mismo tiempo que sea distante con los extraños. Este comportamiento está bien en estos casos, ya que forma parte de su ADN.

enseñar a un cachorro

Ayuda a tu cachorro aprender a estar solo en casa

Inevitablemente, tu cachorro tendrá que quedarse en casa solo más de una vez. Por lo que es importante que aprenda a no morder las cosas y a entretenerse mientras estás fuera.

Para ello, es conveniente que le prepares una buena trinchera con una cama cómoda, un recipiente con agua fresca, un montón de juguetes para morder y un inodoro para perros. Déjale ahí cuando estés fuera por periodos extendidos de tiempo.

Los cachorros que no reciben supervisión y no son adiestrados tienden a ser más ansiosos e hiperactivos. Por lo que estar encerrados y confinados les impulsa a estar más centrados en sus juguetes.

Si tienes a tu perro en casa por ratos largos es importante que le enseñes a usar un baño para perros mientras estás fuera. Esto es importante, ya que si tu cachorro está entrenado para ir afuera a hacer sus cosas, no sabrá qué hacer cuando no pueda salir.

Es un cosa más que tendrás que enseñarle, pero sinceramente, te va a merecer la pena.

Si tu cachorro puede salir al patio, no quiere decir que deba hacerlo cuando no estés en casa. Un perro pequeño que está solo al aire libre puede estresarse debido al espacio abierto en el que se encontraría, en comparación a su zona de confort. A lo que podría reaccionar a esa libertad haciendo hoyos, o alguna que otra de las suyas.

Además si tu cachorro comienza a mostrar signos de ansiedad por separación es posible que reaccione con gimoteos, ladridos o aullidos cuando no estés en casa. Lo que puede acabar por incordiar a los vecinos, haciendo que probablemente te llamen la atención y empiecen las malas caras.

Este tipo de ansiedad es muy común en los perros rescatados.

Ayúdale a aprender a amar su propia compañía

Antes de dejar a tu cachorro sólo durante largos períodos de tiempo, enséñale a disfrutar de su propia compañía sin que llegue a estresarse o ansiarse.

Empieza por enseñarle a entretenerse con un hueso de juguete cuando estés en casa. A tener momentos de tranquilidad. Por ejemplo, ponle una correa o en la jaula junto a ti, mientras estés viendo la TV, y anímale para que esté tranquilo por períodos largos de tiempo. Puedes dejarle salir para jugar durante los anuncios.

Las primeras semanas en las que llega tu cachorro a casa por primera vez pueden ser un verdadero desafío, por lo que estar preparado es muy importante.

Si no le das ningún cuidado ni adiestramiento, tu cachorro puede desarrollar hábitos destructivos, los cuales, serán difíciles de corregir.

Ahora que ya sabes cuales son los cuidados básicos de un cachorro, es hora de que los pongas en práctica.